Melchora Cuenca

  • Relato
  • Biografia
  • Documentos Academicos
  • Mulanas que se cruzan
  • Mis recomendados
  • Galería
  • Poesía
  • Relato

    De las tablas volvemos al río. A la quietud. Aquel lugar donde Trinidad Guevara nació y otras dejaron su huella. Los ríos en Uruguay tienen esa humedad en el aire que hace calmar la ansiedad y percibir lo atemporal. El agua marca el ritmo de tranquilidad que al observar hace descansar los sentidos. La fuerza de la corriente nace en el río y con ella fluyen los sentimientos. Esa misma fuerza se llevó la sangre de muchos y muchas durante los años más feroces de la tierra charrúa, para luego volver a la calma del agua oscura con olor a barro y tapada de juncos. Así fue en el río Queguay, donde vivió una lancera abandonada y desamparada. Melchora Cuenca, así se llamaba.

    De Paraguay llegó Melchora en 1815, junto con su padre, al campamento de José Artigas en Purificaci...

    SOCIEDAD LITERARIA

    Contenido exclusivo para miembros de la
    Sociedad Literaria Mulanas

  • Bio

    SOCIEDAD LITERARIA

    Contenido exclusivo para miembros de la
    Sociedad Literaria Mulanas

  • Poesía

    SOCIEDAD LITERARIA

    Contenido exclusivo para miembros de la
    Sociedad Literaria Mulanas

  • Mis Recomendados

    SOCIEDAD LITERARIA

    Contenido exclusivo para miembros de la
    Sociedad Literaria Mulanas

  • Mulanas que se cruzan

    SOCIEDAD LITERARIA

    Contenido exclusivo para miembros de la
    Sociedad Literaria Mulanas

  • Galería

    SOCIEDAD LITERARIA

    Contenido exclusivo para miembros de la
    Sociedad Literaria Mulanas

  • Videos y podcast

    SOCIEDAD LITERARIA

    Contenido exclusivo para miembros de la
    Sociedad Literaria Mulanas